Búsqueda personalizada
El factoring

El contrato de factoring es aquel por el que una empresa (comerciante o fabricante...) cede una factura a crédito a una empresa de factoring, es decir, sus derechos sobre créditos, a cambio de que la sociedad de factoring se los abone anticipadamente, pero deduciendo de este importe una comisión o un tipo de interés actualizado.

El "factoring" es un producto financiero que los bancos o cajas de ahorro ofrecen a las empresas. Supone dar dos servicios: administración de cobros y financiación. A través de esta operación, una empresa o comerciante contrata con un banco o entidad financiera la gestión de todos sus cobros y el adelanto de los mismos a cambio de un interés.

El factoring es la prestación de un conjunto de servicios administrativo-financieros que realiza la Compañía de Factoring, a un Cliente (empresa vendedora), respecto de la facturación a corto plazo, originada por la venta de mercancías o prestación de servicios, y que le cede la citada empresa vendedora a la Compañía de Factoring. Consiste en la compra de los créditos originados por la venta de mercancías a corto plazo.

El factoring es una fórmula de financiación y administración, basada en la cesión de facturas: la empresa cede el crédito comercial de sus clientes a una Compañía de Factoring, que se encarga de gestionar su cobro a cambio de una contraprestación consistente en una comisión por los servicios administrativos y unos intereses por la financiación (anticipo del vencimiento de pago de las facturas de sus clientes).

Se trata de un producto diseñado a medida de cualquier empresario o profesional y, especialmente, de las pequeñas y medianas empresas que, con esta fórmula, pueden reducir la carga de trabajo del departamento administrativo, subcontratar la contabilidad generada por las ventas y su cobro, así como anticipos sobre el vencimiento de pago de las facturas, todo ello mejorará la rentabilidad, la capacidad crediticia y la solvencia financiera de la empresa.

El factoring es un producto financiero que reúne una serie de interesantes características: - Clasificación de la cartera de clientes, afianzamiento de ventas y anticipo de las mismas, así como una eliminación de balanace, servicios fundamentales para el día a día de las empresas.

El factoring es la solución mas rentable, ágil y eficaz a los problemas que generan a las empresas las ventas a crédito y los dilatados plazos de cobro que conllevan.

Mediante el Factoring, las empresas ponen en manos de expertos profesionales la gestión y administración de sus ventas a crédito, tanto nacionales como internacionales.

Esta fórmula engloba toda una serie de servicios de análisis, administración, gestión, financiación de ventas, facturación y cobro de la cartera de clientes. Su utilización puede eliminar el riesgo de impagados, reducir los retrasos en el cobro de las facturas, rebajar considerablemente los costes administrativos y simplificar su contabilidad.

Entre las empresas usuarias de los servicios de factoring un 80% son Pymes para las que este servicio financiero es una fuente muy valiosa de gestión y financiación de sus ventas.
Y en lo que se refiere a las ventas al exterior, el factoring facilita la posibilidad de ampliar mercados con la seguridad de que estas operaciones van a finalizar sin ningún problema.

Página web a destacar:

Asociación Española de Factoring
- www.factoringasociacion.com -

 
lo+buscado
OTROS TEMAS INTERESANTES
PÁGINAS RECOMENDADAS